LA CONSEJERÍA NO VALORA SU PROPIA FORMACIÓN

En la mañana de hoy, se ha celebrado una mesa técnica entre responsables de la Dirección General de Personal Docente y representantes de las organizaciones sindicales, para tratar la propuesta de la Consejería de Educación de eliminar la valoración de los cursos de formación en el baremo de acceso a la función pública docente.

ANPE Cantabria ya mostró su rechazo inicial a esta propuesta, por entender que supone un varapalo muy importante para todos los aspirantes al proceso, porque mutila de forma unilateral, sorpresiva y traicionera, sus posibilidades ante un proceso tan complejo y disputado como es una oposición. Además, supone cambiar, de golpe y porrazo, un sistema que lleva en vigor, con diferentes matices, más de 30 años. De hecho, así se lo hemos hecho saber al propio Consejero de Educación en una reunión bilateral que solicitamos de forma urgente tras conocer este pretensión de uno de sus departamentos.

Ante el revuelo levantado por esta iniciativa inaudita, y el aluvión de críticas recibidas, la Consejería ha convocado para la mañana de hoy una nueva reunión técnica para “matizar” su postura y hacer una nueva propuesta. En esta ocasión, pretenden rebajar el valor de los mencionados cursos de formación hasta un máximo de 1 punto, incluyendo la valoración de cursos por horas en lugar de por bloques, aceptando la valoración de seminarios y grupos de trabajo, vinculando la aceptación de estos términos a que se acepte la valoración de la experiencia docente de los técnicos de dos años, de los auxiliares de conversación y de los máster universitarios no oficiales…

ANPE Cantabria quiere mostrar su total rechazo a la forma en la que la Consejería ha presentado esta “propuesta”, en términos parecidos a un chantaje maximalista, pretendiendo responsabilizar a las organizaciones sindicales de una decisión que es unilateral y que ha partido única y exclusivamente de la Dirección General de Personal Docente.

ANPE ha mostrado su desacuerdo con el fondo y la forma de esta “idea” y ha transmitido a los responsables de la administración que ambas opciones, mantener la valoración de los cursos de formación e incluir otras opciones en el baremo, no son incompatibles, y pueden implementarse medidas nuevas sin tocar las ya existentes, conocidas por todos los aspirantes a docente. Insistimos en la idea de que no nos negamos a la incorporación de nuevos méritos al baremo, pero consideramos que no se deben cercenar las opciones de aquellos aspirantes que ya tienen reconocidos unos méritos, y que han invertido esfuerzo, dinero o ambos en su formación docente.

Por último, ANPE Cantabria apela a la Dirección General de Personal Docente para que recapacite sobre sus planteamientos y sus actitudes, y que entienda que no es bueno modificar un sistema con el partido ya empezado, sobre todo cuando esas modificaciones son, a nuestro juicio, un claro perjuicio para todos los aspirantes.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies