Se reduce el número mínimo de alumnos para permitir desdobles en laboratorios, y se mejora la situación de los interinos de Biología y Geología

  • La Consejería promete reducir el número mínimo para conceder un desdoble en los laboratorios de los IES: de 25 alumnos, a 20 alumnos
  • Se modifica el perfil de seis plazas de ámbito, para dar acceso a interinos de Biología y Geología

A continuación, el comunicado oficial de la Consejería.


La Consejería reducirá el número de alumnos por aula para facilitar las prácticas en los laboratorios y ofertará seis plazas vacantes más de las previstas inicialmente para estas materias el curso que viene

La Consejería de Educación se ha comprometido a mejorar la situación de los profesores interinos de Biología y Geología que trabajan en la región y que, por culpa de la aplicación de la Ley Orgánica de Mejora Educativa (LOMCE), han visto reducido el número de plazas a las que pueden optar en este tipo de régimen en los últimos cursos académicos. El departamento que dirige Ramón Ruiz reducirá el número mínimo de alumnos por aula para facilitar los desdobles de profesores en los laboratorios y sacará seis plazas vacantes más de las previstas inicialmente para el próximo curso, fruto de una priorización en puestos de ámbito de los departamentos de orientación.

Los directores generales de Personal Docente y Ordenación Académica, Francisco Javier López Nogués, y de Innovación y Centros Educativos, Alonso Gutiérrez, se han reunido con los representantes de las organizaciones sindicales, para trasladarles el compromiso de la Consejería de paliar la precariedad en la que se encuentra este colectivo por la aplicación de la LOMCE.

Desde que se puso en marcha esta ley educativa, alguna materia asignada a la especialidad de Biología y Geología ha visto reducido su protagonismo en el currículo escolar, lo que ha llevado a sindicatos y colectivos a protestar en más de una ocasión por la reducción de horas lectivas y plazas de profesor.

Ante esta nueva queja, desde la Consejería se ha hecho el esfuerzo organizativo para mejorar la situación de estos profesores dentro de las posibilidades que ofrece la LOMCE y la propia organización de los centros. En concreto, el compromiso para el curso que viene es que el número de alumnos por aula en los laboratorios de los institutos sea de 20, cuando la normativa marca 25. “Queremos fomentar la ciencia y ser sensibles para que las condiciones en las que se imparten estas materias sean las más adecuadas posibles”, explican desde Educación.

Asimismo, los responsables de la Consejería han decidido revisar la lista de vacantes de estas materias y el curso que viene se ofertarán seis plazas más de las previstas inicialmente para Biología y Geología.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies